Historias Legendarias

Mundo Antiguo y curiosidades

Archivo para la etiqueta “egipto”

Las extrañas prácticas sexuales de los antiguos egipcios que hoy resultan perturbadoras

La necesidad de preservar lo que luego se llamaría, de forma aproximada, «sangre azul» y las alianzas entre dinastía reales obligó a los reyes europeos a casarse entre primos, estirando la endogamia a niveles prohibitivos. Una exigencia de las dinastías reinantes que encuentra su más remoto germen en el Antiguo Egipto. Los faraones permitían el matrimonio entre hermanos y, en algunos casos, también entre padre e hija, con el fin de preservar la pureza del linaje. Algo que hoy en día resulta chocante, pero que responde a la forma en la que interpretaban los egipcios la sexualidad en el periodo que les tocó vivir. El incesto estaba permitido entre monarcas y la circuncisión, práctica adoptada posteriormente por los judíos, tenía un carácter ritual en la ceremonia de iniciación a la adolescencia.

Sexo explícito en las representaciones

La represiva época en la que nació la egiptología, en plena moralidad victoriana, pospuso durante más de un siglo el estudio en profundidad del sexo en el Antiguo Egipto. Los egipcios entendían el sexo desde una visión muy pragmática, siendo la pasión desenfrenada algo que les resultaba difícil de comprender. Tal vez por ello a los violadores, esto es, los que actuaban como animales sin poder contener sus bajas pasiones, les estaba reservada una pena tan drástica como la castración.

Según la idea extendida sobre todo por la literatura, la sexualidad era algo muy familiar para los egipcios antiguos y carecían de muchos de los tabúes sexuales que hoy presiden la sociedad occidental, entre otras porque la benévola climatología del país obligaba a que la ropa fuera ligera y a veces fueran directamente desnudos (los campesinos aparecen sin ropa realizando su trabajo en muchas representaciones). Pero ni tanto ni tan calvo. Las referencias iconográficas al sexo a lo largo de los cinco milenios de esta civilización no son tantas como para comprobar si muchos de estos mitos sexuales estaban extendidos o solo eran escenas puntuales.

Fragmentos del papiro expuestos en el Museo de Egipcio de TurínFragmentos del papiro expuestos en el Museo de Egipcio de Turín

Lo que sí está claro es que en las referencias son bastante explícitas. Según el profesor Jorge Roberto Ogdon en su texto «Apuntes sobre las erótica egipcia y la sexualidad en el Antiguo Egipto», «el acto sexual, en el Egipto faraónico, según la evidencia disponible, se representó de una manera natural y sin tapujos», sin que haya otra civilización comparable. El egiptólogo francés Jean-François Champollion (1790–1832), imbuido por la moralidad de la época, encontró chocante lo abiertamente que representaban el sexo estas civilizaciones: «Había imágenes de monstruosa obscenidad que realmente me dieron una extraña impresión acerca de la sabiduría y compostura egipcia». En concreto se refería al «Papiro Erótico de Turín», uno de los escasos documentos que hablan de la conducta sexual de los antiguos egipcios. En la desgastada superficie de estos papiros se puede ver a miembros de la corte, los sacerdotes y altos cargos en plena orgías, todo acompañado con frases tan poco sutiles como «Ven y métemela por detrás».

Enlaces con fines reproductivos; orgías religiosas

La mujer gozaba de una notable independencia en comparación con otros pueblos –sin ir más lejos no se encontraba bajo la dependencia legal del marido– y no sufría presiones por llegar virgen al matrimonio. Los enlaces tenían lugar a una edad muy temprana, en contraste con la sociedad griega que mantenía a los hombres separados de las mujeres hasta una edad avanzada. Ellas solían casarse con catorce años y ellos con dieciséis. No había ceremonia de casamiento ni los enlaces eran sancionados por alguna autoridad; se entendía que eran pareja cuando se iban a vivir juntos y se realizaba un contrato sobre la futura crianza y custodia de los hijos.

Esta incapacidad de hallar pruebas de ceremonias de casamiento ha fascinado durante décadas a los historiadores. El egiptólogo Montet en su obra «La vida cotidiana en Egipto en tiempos de Ramsés», recoge el testimonio de una joven recién casada con uno de los hijos del faraón: «Me llevaron como esposa a casa de Naneferkaptah. El faraón ordenó que me entregaran espléndidos regalos en oro y plata y todas las personas de la casa real me los presentaron». Bastaba con que la pareja viviera junta para que empezara el matrimonio.

Ramsés en el templo de Tebas.Ramsés en el templo de Tebas.– Wikimedia

El objeto del matrimonio era reproductivo, en tanto la infertilidad era motivo de divorcio. La poligamia estaba permitida pero no era frecuente, salvo entre las clases dirigentes que, respetando la posición de la esposa en el entorno familar, mantenían varias concubinas. En el momento de su muerte, a la edad de 91 años, Ramsés II aseguraba haber tenido más de 20 reinas y una multitud de concubinas. En los textos antiguos se recoge que fue padre de más de 100 hijos. Y lo mismo ocurría con los matrimonios incestuosos, que solo estaban reservados para los faraones.

Sobre las famosas orgías que evocan tanto la Antigua Grecia como el Antiguo Egipto, se cree que había ceremonias religiosas que conllevan la práctica de sexo en grupo relacionadas con los ritos de la fertilidad. Un asombrado Herodoto, historiador griego del siglo V, describió con todo detalle una de las orgías celebradas en nombre de la diosa felina Sejmet Bastet en la ciudad de Bubastis: «Las barcas, llenas de hombres y mujeres, flotaron cauce abajo por el Nilo: Los hombres tocaban flautas de loto, las mujeres címbalos y los panderos, y quien no tenía ningún instrumento acompañaba la música con palmas y danzas. Bebían mucho y tenían relaciones sexuales. Esto era sí mientras estaban en el río; cuando llegaban a una ciudad los peregrinos desembarcaban y las mujeres cantaban, imitando a las de esa ciudad».

Prostitución en tiempos remotos

De la prostitución resulta complicado saber si existía un equivalente exacto de lo que hoy se considera una práctica alegal en España. En el Reino Nuevo las denominadas casas de cerveza contaban con mujeres de vida alegre, quienes se identificaban con llamativas pelucas, perfumes y pintalabios. Las prostitutas comunes eran conocidas con el nombre egipcio de «kat tahut» (vulva). El estudio de documentos como el Papiro Erótico de Turín parece probar que estas trabajadoras del sexo eran, además, bailarinas y músicas.

Desde el punto de vista religioso se les consideraba mujeres impuras y estaban estigmatizadas socialmente. De nuevo Herodoto cuenta como el faraón Keops al quedarse sin dinero obligó a su hija a ejercer de prostituta como un acto de pura «maldad». Asimismo, se cree que existieron las conocidas como felatrices, que eran prostitutas especializadas en las felaciones y se distinguían por el color rojo intenso de sus labios. Una práctica aceptada en contraste con el conservadurismo de los romanos, que consideraban el sexo oral como algo impuro.

Paradojicamente, la estimada como una de las primeras referencia al sexo oral en la historia está incluida en un mito egipcio. Después de que el dios Osiris fuera asesinado y descuartizado por su hermano Seth (el mal), su esposa y su hija viajaron alrededor del mundo recolectando todos los pedazos del cuerpo de Osiris. Al no encontrar su miembro viril, su esposa esculpió un pene en arcilla, lo unió a su cuerpo y le devolvió a la vida a través de una felación.

El valor sagrado del sexo

Otro mito recurrente para los egipcios es el del valor sagrado del semen. Los egipcios creían que el dios Atum («El que existe por sí mismo») se formó de la nada, tras lo cual se masturbó y de su semen nacieron los dioses que le ayudarían a crear y gobernar el universo. Es por ello que los egipcios consideraban el flujo del Nilo como parte de la eyaculación de Atum y apreciaban que también el faraón debía contribuir a mantener vivo el río. El faraón de turno encabezaba cada año una ceremonia en conmemoración al acto del dios que consistía en dirigirse a la orilla del Nilo a masturbarse, cuidando que el semen cayera dentro del río y no en la orilla. Posteriormente, el resto de los asistentes a la celebración hacía lo propio.

Por el Papiro de Ebers, además, hay constancia de que la necrofilia no estaba gravemente censurada, como lo ha estado en todas las civilizaciones a lo largo de los siglos. Según este documento durante el reinado de Amenhotep I se descubrió que los embalsamadores cometían estas prácticas, sin que ninguno de ellos fuera castigado por llevar a cabo dicha parafilia. Lo cual no significa que fuera aceptado socialmente: los familiares de las mujeres fallecidas comenzaron a contratar guardias que vigilaran los cuerpos.

En este sentido, la creencia de que el dios Osiris, la primera momia, fue resucitada por su esposa Isis estableció que todos los muertos tenían que copular con su Ba (alma) antes de pasar al otro mundo. Es por ello que la ceremonia de apertura de la boca que se hacía en las tumbas en el Antiguo Egipto consistía también en abrir todos los orificios del cuerpo, incluyendo los relacionados con la práctica sexual.

La zoofilia también aparece mencionada en las imágenes que han llegado hasta hoy, lo cual no resulta extraño ya que los propios dioses eran representados con rasgos animales. Resulta imposible saber si se trata de algo más que una sátira o si realmente estaba tolerada esta parafilia. Por cierto, que entre los objetos más extraños hallados por los arqueólogos se encuentra un primitivo consolador fabricado con restos del pene de un cachalote.

FUENTE: ABC Historia

 

 

La «Damnatio memoriae», el infame castigo del Imperio romano a no haber nacido nunca

La «Damnatio memoriae», el infame castigo del Imperio romano a no haber nacido nunca

Los romanos reverenciaban a sus ancestros, decoraban sus villas con episodios heroicos de los más eminentes y velaban porque los apellidos fueran legados de generación en generación, aunque hubiera que recurrir a hijos adoptivos para salvarlos. La memoria familiar era uno de los ejes de la sociedad romana, hasta el extremo de la condenada al olvido se situaba en la cúspide de los castigos más crueles. Los romanos imaginaban la historia de la humanidad como un lugar cuyas páginas más oscuras podían, simplemente, ser arrancadas y sustituidas por nuevas.

El nombre moderno de este castigo «Damnatio memoriae» significa literalmente «condena a la memoria». Es decir, condenado a no haber existido nunca. Se trataba de un castigo reservado para determinadas personas que los romanos querían borrar por completo de cualquier forma de recuerdo, ya fuese en textos, grabados, murales, estatuas e incluso música popular

Este castigo del período imperial, no en vano, tenía su origen en varios mecanismos para provocar la muerte civil en tiempos de la República. Entonces existían la «abolitio nominis», que prohibía que el nombre del condenado pasara a sus hijos y herederos, y la «rescissio actorum», que suponía la completa destrucción de su obra política o artística. Ese fue el caso de Marco Antonio, cuyas estatuas fueron derribadas a su muerte por orden de su último enemigo, César Augusto, según Plutarco:

 «Sus estatuas fueron derribadas: pero las de Cleopatra se conservaron en su lugar, por haber dado Arquibio, su amigo, mil talentos a César, a fin de que no tuvieran igual suerte que las de Antonio».

Emperadores contra el Senado, la venganza

No fue hasta el Imperio romano cuando se llegó a un nuevo nivel de perfección en el borrado de la memoria. El «damnatio memoriae» era una herramienta legal al alcance del Senado y una forma de que la aristocracia se cobrara su venganza contra los abusos del Emperador una vez hubiera fallecido. El proceso solía ir acompañado de la confiscación de los bienes del difunto «damnificado», el destierro de su familia y la persecución y exterminio físico o moral de sus partidarios. Además se decretaban anuladas las leyes que hubiera sacado adelante o éstas se le achacaban a sus sucesores.

El Emperador Cómodo era conocido por sus ostentosos espectáculos y su constante enfrentamiento con el SenadoEl Emperador Cómodo era conocido por sus ostentosos espectáculos y su constante enfrentamiento con el Senado

No obstante, la mayoría de estas condenas fueron consecuencia de las represalias de los nuevos Emperadores, en su mayoría responsables de la muerte de sus antecesores, y de su afán de consolidarse en el poder. Así fue el caso de Publio Septimio Geta, hermano menor de Caracalla, que fue asesinado por su hermano y posteriormente recibió el infame castigo. Muchos de sus seguidores fueron asesinados y su legado borrado del mapa. Por su parte, a la muerte de Maximiano, en el año 310, su sucesor impulsó un damnatio memoriae por el que se ordenó la destrucción de cualquier elemento público que le hiciera alusión.

De otros emperadores se conocen procesos directamente vinculados con su mala relación en vida con el Senado. Por ejemplo, a la muerte de Domiciano, el Senado emitió la condena y autorizó que sus monedas y estatuas fueron fundidas, sus arcos derribados y su nombre eliminado de todos los registros públicos. En este mismo sentido, Nerón fue declarado «enemigo del Estado» por el Senado aún antes de su muerte y varias de sus representaciones destruidas.

De Cómodo, el Emperador gladiador, el Senado decretó su damnatio memoriae tan solo un día después de ser ahogado en el baño por uno de sus libertos. Aquella condena le convirtió en enemigo público, ordenando el derribo de sus estatuas y la eliminación de su nombre de los registros públicos.

En el otro extremo, cabía la posibilidad de que el Senado se reuniera para elevar a la categoría de divino al emperador fallecido. El Apoteosis era el equivalente de reconocer que el Emperador estaba en proceso de «ascender al cielo de los dioses». En este caso el personaje pasaba a ser reconocido como un dios –véase el caso del divino Julio César o el augusto Octavio– se celebraban lujosos funerales en su honor, se le erigían templos e incluso se les reconocía como un astro del firmamento (catasterismo).

Más allá de los altares y los tronos, esta condena también iba dirigida a ciudadanos corrientes que hubieran cometido crímenes especialmente censurables, sobre todo aquellos relacionados con la traición al Emperador o al Senado. Tal fue el caso de Lucio Elio Sejano, favorito de Tiberio, al que se le acusó de liderar un amplio complot contra su soberano. O el caso del ex cónsul y gobernador Cneo Calpurnio Pisón en 20 d.C., quien se suicidó tras ser responsabilizado de la muerte de Germánico. A consecuencia de ello, el Senado dictó un senadoconsulto que proponía borrar su nombre de los documentos oficiales y confiscar sus bienes.

En este sentido, las conocidas como «damnationes minores» podíar ser establecidas por senados locales, de alcance mucho más limitado y cuyas razones rara vez tenía que ver con motivaciones políticas.

Del Antiguo Egipto a la Edad Media

No fueron los romanos los primeros ni lo últimos en atentar contra la memoria. Se sabe que los asirios, los hititas, los babilonios, los persas y después los egipcios (véase el ejemplo de Hatshepsut o Akenatón «El faraón hereje») ya había aplicado penas similares a los romanos. En muchas de estas culturas quienes no tenían nombre no podía existir y, por lo tanto, borrar el nombre de un personaje del recuerdo suponía impedirle disfrutar de una vida en el más allá.

«El Papa Formoso y Esteban VI», por Jean-Paul Laurens«El Papa Formoso y Esteban VI», por Jean-Paul Laurens

Siguiendo con la tradición romana, en la Alta Edad Media, el Papa Esteban VI ordenó que el cadáver del Papa Formoso fuera exhumado para someterlo a un juicio por sus pecados. Además de borrar su legado y anular sus decisiones como pontífice, el nuevo Papa orquestó la espeluznante escena de juzgar a un cadáver en avanzado estado de descomposición, en lo que hoy es conocido como el Sínodo del Terror.

Otros muchos personajes históricos han aspirado a borrar de un plumazo todo rastro de sus rivales. Todavía en el siglo XX varios dictadores han impuesto borrados colectivos, «vaporizaciones», diría George Orwell en su novela «1984». Sin ir más lejos, el régimen de Stalin prohibió toda mención de los nombres de sus enemigos y eliminó a éstos de la prensa, libros, registros históricos, fotografías y documentos de archivo. La lista de «personajes incorrectos» afectó a León Trotsky, Nikolái Bujarin, Grigori Zinóviev y a otros líderes políticos que fueron cayeron en desgracia a ojos del dictador.

La cuestión es ¿tuvo alguna vez éxito pleno estas condenas? ¿Alguien ha logrado borrar todo rastro de un personaje a lo largo de la Historia? Evidentemente sería imposible saberlo. Si funcionó y consiguieron borrar la memoria de un personaje o pueblo sería hoy un desconocido. Sin embargo, la experiencia de miles de años ha demostrado que se necesita algo más que recortar una fotografía o romper una estatua para eliminar un legado vital. Resulta una tarea sumamente difícil la de destruir en tantos trozos a sus enemigos.

FUENTE: ABC Historia.

Las dos cámaras ocultas de la tumba de Tutankamón contienen metal y material orgánico

Egipto confirma la existencia de espacios desconocidos en la tumba del faraón

Las cámaras secretas de la tumba de Tutankamón contienen metal y material orgánico, según las investigaciones que están revelando este jueves las autoridades responsables del patrimonio egipcio. Se confirma la existencia de al menos dos espacios desconocidos en … del joven faraón en el Valle de los Reyes, en Lúxor.

El ministro de Antigüedades de Egipto, Mamdouh Eldamaty, ha anunciado oficialmente el descubrimiento de dos habitaciones tras las paredes norte y este de la tumba, en la cámara sepulcral, ocultas detrás de las pinturas. Los escáners realizados por el especialista en radar japonés Hirokatsu Watanabu señalan esa presencia de metal y material orgánico. A las cámaras aún no se ha accedido.

El hallazgo confirma en parte la hipótesis del egiptólogo británico… que ha especulado que una de esas cámaras podría conducir a la tumba oculta de la reina Nefertiti.

El estudio dirigido por el experto japonés Hirokatsu Watanabe reveló que seguramente “hay algo” detrás de los muros norte y oeste de la cámara funeraria del llamado “faraón niño”, dijo Eldamaty.

Detrás del muro norte, se ha detectado un hueco o nicho de hasta 1,5 metros de diámetro y 2 metros de profundidad, según el análisis con rayos infrarrojos realizado a finales del pasado mes de noviembre en el sepulcro de Tutankamón.

Asimismo, el escaneado reveló que en la pared norte existe un hueco, quizás una puerta de acceso a la cámara oculta, que fue cubierto con material más ligero que el resto de las paredes hechas de piedra maciza, precisó Eldamaty.

Estos hallazgos confirmarían la hipótesis del arqueólogo británico Nicholas Reeves, el cual consideró que hay una cámara sin descubrir en el sepulcro de Tutankamón, después de haber observado unas pequeñas hendiduras precisamente en el muro norte de la tumba.

JACINTO ANTÓN | EL PAIS.COM Barcelona

7 inventos egipcios que aún utilizamos

El  Antiguo Egipto fue una de las civilizaciones más deslumbrantes e importantes en la historia de la humanidad. Durante miles de años los egipcios forjaron un imperio sin precedentes, con una indiscutible hegemonía de la que diferentes aspectos de la cultura, las conquistas y las invenciones aún se hacen presente en nuestro día a día.

Me refiero a una civilización de la que hace más de 5000 años, hombres y mujeres se preocupaban por su estética usando maquillaje, joyas y pelucas, practicaban deportes, escribían con lápiz y papel y cuyos niños tenían juguetes y juegos de mesa, entre otras cosas.

Inventos egipcios que usamos en la actualidad

Derivados del papiro: papel, velas y vestimenta

Inventos-egipcios-que-aun-utilizamos-01.jpgISTOCKPHOTO/THINKSTOCK

El papel es una de las herramientas más importantes para la humanidad y gracias a su invención en el Antiguo Imperio Chino, cerca del año 140 a.C., se logró transmitir el conocimiento, desarrollar la escritura, el lenguaje y el arte, ente otras tantas cosas.

Pero lo cierto es que miles de años antes, en el Antiguo Egipto se había creado un material muy similar a partir de los abundantes papiros que crecían en las zonas pantanosas que bordean el Nilo, donde los egipcios se establecieron.

Las fibras de papiro tenían una consistencia fuerte, resistente y a la vez flexible, lo que le permitió a los egipcios ingeniárselas para crear una lámina muy similar al papel, velas, sandalias, vestidos, alfombras y muchos otros elementos.

El sistema de lenguaje escrito

Inventos-egipcios-que-aun-utilizamos-02.jpgISTOCKPHOTO/THINKSTOCK

El sistema de lenguaje escrito propiamente dicho, fue una invención egipcia. Aunque sabemos que existen pinturas y dibujos en cuevas de algunas zonas de Europa que datan de más de 30.000 años a.C., pasaron miles de años para que los humanos crearan un sistema de lenguaje escrito.

Ese sistema comenzó a desarrollarse unos 6000 años a.C., en el Antiguo Egipto y en Mesopotamia mediante el uso de pictogramas con caracteres y reglas definidas que permitían representar nombres e ideas.

Actualmente gracias a este sistema podemos saber muchos de los aspectos más interesantes de esta fascinante civilización. En una de las numerosas investigaciones arqueológicas sobre el Antiguo Egipto se encontró la famosa Piedra de Rosetta, la cuál permitió comprender el sistema de los jeroglíficos y así conocer diferentes aspectos religiosos, políticos, bélicos, culturales e históricos de la civilización.

El preservativo

Inventos-egipcios-que-aun-utilizamos-07.jpgSTEFAN KÜHN/WIKIMEDIA

Existen numerosas pinturas que datan aproximadamente del año 3000 a.C., en los que pueden verse hombres utilizando una suerte de preservativo, un condón hecho con los intestinos, piel o tejidos de animales.

Aunque equívocamente hay quienes afirman que los utilizaban como método anticonceptivo, no existe nada que respalda completamente la afirmación. Sin embargo, los investigadores suponen que se trata de una pieza de indumentaria utilizada en rituales o ceremonias especiales.

De todas formas, no se descarta la posibilidad de que se utilizara durante el coito. Sin lugar a dudas, el preservativo más incómodo y desagradable que jamás haya existido.

Valor estético: maquillaje, indumentaria y cortes de cabello

Inventos-egipcios-que-aun-utilizamos-03.jpgISTOCKPHOTO/THINKSTOCK

Los egipcios fueron grandes innovadores, una enorme potencia, verdaderos artistas, ingenieros, arquitectos, temibles guerreros y mucho más, a partir de lo cual me animaría a decir que los egipcios eran unos coquetos, delicados y sumamente pulcros.

No existen registros de una civilización en la que las personas se cortaran el cabello (consideraban el vello como algo poco higiénico), se afeitaran, utilizaran maquillaje (como lápiz delineador para los ojos), se perfumaran, utilizaran zapatos de taco alto o joyas con fines estéticos y decorativos.

Dos factores inciden directamente en estas innovaciones: el clima terriblemente caluroso del desierto (imagínense si dejaran crecer su barba y tuvieran el pelo largo como los vikingos en medio del desierto) y el estatus social (otro gran aspecto a destacar entre las invenciones egipcias), en donde no estar afeitado simbolizaba un bajo estatus. De todas formas, resulta algo particular que en las ceremonias utilizaran barbas falsa fabricadas con los restos de vello y lana teñida.

La medicina

Inventos-egipcios-que-aun-utilizamos-05.jpgISTOCKPHOTO/THINKSTOCK

A pesar de que muchas de las antiguas civilizaciones tenían sus formas de sanar, los egipcios consideraban la salud y la enfermedad de una manera muy particular. Ellos creían que se trataba de una lucha entre las fuerzas del bien y del mal, en la cual era posible participar por medio de la administración de medicamentos y encantamientos que se diagnosticaban por sabios que analizaban el estado de salud de las personas.

Claro que a simple vista no se puede establecer una conexión con la medicina de hoy en día. Sin embargo, la forma en la que se determinaba que un tratamiento sería necesario y la existencia de algo así como profesionales de la salud, se asemeja mucho a como hoy se desarrolla el funcionamiento de la medicina.

A su modo se analizaba minuciosamente el cuerpo humano, las dolencias y las posibles soluciones a los males que aquejaban a las personas. Cabe también destacar que la primera cirugía de la que se tiene conocimiento se llevó a cabo en el Antiguo Egipto, cerca del año 2750 a.C.

Las cerraduras

Inventos-egipcios-que-aun-utilizamos-06.jpgEDWARD WILLIAM LANE/WIKIMEDIA

El uso de cerraduras es parte fundamental en la seguridad de nuestros días y en gran medida se lo debemos a los maravillosos egipcios. Se estima que las primeras cerraduras fueron un invento de los egipcios desarrollado alrededor del año 4000 a.C.

Se trataba de un dispositivo que bloqueaba la entrada a los recintos. Un sistema de ejes y pernos en las puertas permitía abrir y cerrar las cerraduras mediante la inserción de una llave que levantaba o bajaba dichos pernos.

Pasta de dientes y mentas para el aliento

Inventos-egipcios-que-aun-utilizamos-04.jpgISTOCKPHOTO/THINKSTOCK

Este punto bien podría formar parte de la cuarta invención que te presentaba, en la cual hacíamos hincapié en el carácter higiénico y en el valor que tenía lo estético para los antiguos egipcios. Ellos también le daban una gran importancia a su salud e higiene bucal, en donde dieron los primeros pasos inventando la pasta de dientes y las mentas para el aliento.

En diferentes investigaciones, los arqueólogos encontraron una especie de palillos que se utilizaban como cepillos de dientes, ungüentos a base de cáscaras de huevo quemada, cenizas, polvo de cascos de buey y piedra pómez y una mezcla de esencias, inciensos, mirra, canela y miel, que solidificaban en forma de gránulos para tener aliento fresco y cuidar sus dientes.

Increíblemente, estos elementos se hallaron con inscripciones jeroglíficas que podrían traducirse a algo así como instrucciones para lograr dientes blancos y perfectos. Simplemente espectacular.

Fuente: http://www.ojocientifico.com

Hallan en Egipto una momia de 5.600 años, anterior a la primera dinastía

Arqueólogos han hallado en Egipto una momia de 5.600 años del periodo predinástico. Se trata de uno de los hallazgos más antiguos y podría conllevar un replanteamiento de la historia temprana de la civilización.

El hallazgo tuvo lugar en el área de Kom al Ahmar, cerca de Nejen (Hieracómpolis), la capital histórica del Alto Egipto, según informó el periódico electrónico ‘Ahram‘.

Originalmente los arqueólogos pensaban que la tumba que estaban escavando había sido construida en los tiempos de Narmer, el primer faraón del Antiguo Egipto, fundador de la dinastía I en el año 3050 a. C. No obstante, las investigaciones revelaron que era 500 años más antigua, según informó la agencia AFP.

La momia pertenece al dueño de la tumba, quien murió aproximadamente a los 18 años de edad y quizá era gobernador, según el Ministerio de Antigüedades de Egipto, citado por ‘Ahram’. Además en el enterramiento los arqueólogos encontraron una figura de marfil que representa a un hombre con barba, que podría ser el fallecido o alguna deidad. Se han hallado también diez cepillos de marfil, varias herramientas, puntas de flecha y cuchillos.

“Es un descubrimiento muy importante”, cita el periódico al ministro de Antigüedades, Mohamed Ibrahim, ya que puede aportar valiosa información sobre la historia egipcia y revelar tradiciones, creencias religiosas y rituales funerarios del periodo predinástico.

Fuente: actualidad.rt.com

Diez templos egipcios increíbles

Los templos egipcios, auténticos libros de piedra, componen un mosaico abrumador. Su profunda simbología, sus colosales dimensiones, el extenso período histórico que comprenden, los enrevesados jeroglíficos que adornan sus paredes y la compleja lista de dioses, faraones, esposas e hijos asociados a ellos hacen casi incomprensible el significado profundo que encierran.

Entre los innumerables templos del Alto Nilo, hay unos pocos que poseen características únicas que los hacen destacar sobre el resto. He aquí una lista de los más extraordinarios y de lo que los hace únicos.

  1. Templo de Karnak (Luxor)

    En realidad, se trata de un complejo de templos y capillas que los distintos faraones fueron levantando a lo largo del tiempo. Sólo el templo de Amón, la estructura principal, pasa por ser la mayor construcción religiosa jamás realizada. Las dimensiones del complejo sobrepasan la comprensión humana y hacen falta varios días para saborear sus diez Pilones, recorrer sus santuarios, sus bosques de columnas ciclópeas y admirar sus estatuas y obeliscos, uno de los cuales, el de Hatshepsut, de 40 metros, es el más alto jamás erigido.

  2. Templo de Luxor

    Mucho más pequeño que el complejo de Karnak, el elegante templo de Luxor está, sin embargo, mejor conservado y contiene en su interior el ipet(harén) del dios Amón, así como un santuario dedicado a Alejandro Magno, que lo visitó durante su estancia en Egipto, dos columnas romanas y algunas estatuas muy bien conservadas de Ramsés II, del que se conocen tan pocas imágenes. Los romanos levantaron un fuerte alrededor del templo y los musulmanes erigieron en todo lo alto la mezquita de Abu al-Haggag, que aún está en uso.

  3. Templo de Hatshepsut

    Construido por Hatshepsut, este templo de finas líneas geométricas es radicalmente diferente a todos los otros, ya que no se hizo arrastrando piedras y levantando pilones y columnas, sino que fue excavado en la escarpadura de Deir el-Bahari, a espaldas del Valle de los Reyes. De alguna forma, refleja el refinamiento femenino, tanto en sus elegante líneas, casi modernas, como en las bellas pinturas polícromas de sus pórticos que relatan las expediciones comerciales de los egipcios a Somalia.

  4. El Ramesseum (Luxor)

    Al enorme templo conmemorativo de Ramsés II, Jean François Champollion, que descifró sus jeroglíficos, dio en llamarlo el Ramesseum, y así ha pasado a la historia. Su estado de conservación no es muy bueno, pero se ha hecho célebre por los restos de la estatua caída del gran coloso Ozymandias (Ramsés II) que medía 17,5 metros de altura e inspiró un poema sarcástico al escritor inglés Shelley. Los grandes Pilones de la entrada miden más de sesenta metros y están dedicados a relatar las hazañas militares del faraón.

  5. Templo de Medinat Habu (Luxor)

    Con el telón de fondo de las montañas tebanas, este magnífico templo conmemorativo levantado por Ramsés III es una joya escondida y poco visitada en la orilla occidental del Nilo. El primer Pilón (la fachada, para entendernos) está muy bien conservado y sus relieves representan al emperador como vencedor de varias guerras, sobre todo contra los libios. Llama la atención también una escena de escribas calculando el número de enemigos muertos por el número de brazos y genitales amputados. Dada su situación, alejada del trasiego de Luxor, es un lugar ideal para visitar a la puesta del sol.

  6. Templo de Jnum (Esna)

    A 54 kms. al sur de Luxor, Nilo arriba,muy cerca del embarcadero de Esna, se encuentra, hundido en un foso de nueve metros de profundidad, el templo de Jnum o, mejor dicho, una pequeña parte del mismo, la correspondiente a la época romana, ya que el resto aún permanece sin excavar. El techo está sustentado por 18 columnas con variados capiteles florales, hojas de palmera, capullos de loto… e incluso racimos de uvas. Lo más singular son los grabados de los muros, en los que puede verse a emperadores romanos haciendo ofrendas a los dioses locales vestidos como faraones.

  7. Templo de Horus (Edfu)

    Este templo, dedicado al dios halcón Horus, fue terminado por el padre de Cleopatra. Es mucho más moderno que los de Luxor y está espléndidamente conservado. Aparte de la magnífica estatua en granito negro del dios Horus en forma de halcón que se conserva en el patio de las ofrendas (la otra no resistió el paso del tiempo), lo más sobresaliente es el laboratorio, donde se elaboraban y almacenaban las recetas para la fabricación de perfumes e inciensos, cuyas fórmulas e ingredientes están detallados en las paredes.

  8. Templo de Kom Ombo

    Único en Egipto, este pequeño templo situado en una elevación junto al embarcadero, permanecía anegado por las aguas durante las crecidas del Nilo hasta que la construcción de la presa de Asuán reguló el caudal. Su singularidad reside en que consta de dos partes simétricas dedicadas a dos dioses diferentes, Sobek y Haroeris, cada una con su entrada diferenciada en un ala del edifico. En el interior se conserva un gran pozo que abastecía de agua al templo, así como un lago sagrado donde habitaban cocodrilos, el animal sagrado de Sobek. En un museo aledaño pueden contemplarse algunos ejemplares de estos animales momificados como si fueran faraones.

  9. Templo de Filae (Asuán)

    Todo es extraordinario en este delicioso templo dedicado a Isis, la diosa egipcia que llegó a ser venerada en todo el imperio romano, y situado en una islita entre la primera y la segunda presa de Asuán, desde la buganvillas que adornan su entorno hasta las maravillosas vistas que se disfrutan desde casi cualquier lugar. Lo más sorprendente, sin embargo, es que este templo fue deconstruido, piedra a piedra, en su emplazamiento original bajo las aguas de la presa y reconstruido en todo su esplendor en la islita de Agilkia,veinte metros más arriba.

  10. Gran Templo de Ramses II (Abu Simbel)

    El más extraordinario templo de Egipto se encuentra en las orillas del lago Nasser, a sólo 40 km. de la frontera con Sudán, en el conocido como valle de Nubia, que las aguas de la presa de Asuán anegaron por completo. El templo destaca por las cuatro estatuas colosales de Ramsés II, de más de 20 metros de altura, que guardan la entrada principal, situada entre las dos estatuas centrales. Ya se sabe que los templos egipcios no estaban destinados a glorificar a Dios, sino al faraón, aunque aquí, en el santuario más sagrado y profundo de este templo, Ramsés II permitió que la tríada de dioses de piedra que acompañan a su propia estatua fuera iluminados espectacularmente durante unos instantes por el primer sol de la mañana los días 22 de febrero y 22 de octubre de cada año. Un fenómeno que no deja de producirse puntualmente tres milenios después.

FUENTE: Ocholeguas.com  Texto | Fotos: Francisco López-Seivane

Los antiguos egipcios y los sideritos

Antes incluso de que un faraón dominara el valle del Nilo en una época en la que el empleo del cobre aún era rudimentario, encontramos en Egipto, sorprendentemente, pequeños objetos realizados en hierro. ¿De dónde procedía este hierro anterior a la Edad del Hierro?

Meteorito siderito Nan Dan, procedente de China.

En análisis realizados sobre cuentas de hierro del periodo pre-dinástico egipcio procedentes del yacimiento de Gerzah, se detectó una composición del 92.5 % de hierro y 7.5 % de níquel. El alto porcentaje de níquel es muy similar al de los meteoritos férricos (sideritos) procedentes del espacio exterior, que suelen contener entre un 5 y un 26 % de dicho elemento. En el hierro telúrico o terrestre, sin embargo, excepto en vetas muy específicas, lo usual es no encontrar altos niveles de níquel, por lo que diferenciar el hierro telúrico del meteórico resulta sencillo.

Bólido de las Gemínidas,  fotografiado por Wally Pacholka desde el desierto de Mojave.

Bólido de las Gemínidas, fotografiado por Wally Pacholka desde el desierto de Mojave.

En el antiguo Egipto el hierro meteórico se le conocía como bia-en-pet “hierro del cielo”, un nombre fascinante, pues probablemente implica haber observado la entrada de un meteoro en la atmósfera y la recolección de uno o varios de sus fragmentos tras el impacto.

Evidentemente, la observación de la caída de meteoritos es un hecho del todo inusual, aunque a lo largo del año se producen muchos casos en todo el planeta. Así, se calcula que la tasa de impacto de meteoritos de más de 10 gramos de peso por año es de uno por cada 2.590 km2, y meteoritos de más de un metro de diámetro se calcula que tienen una tasa de impacto en el planeta de uno por año. No obstante, la indudable utilización del hierro meteórico por parte de egipcios u otros pueblos hace igualmente evidente que la localización de especímenes de sideritos no debía ser tan extraña como la observación de su caída.

Cráter en el Lago Chebarkul (Urales) donde impactó, el pasado 15 de febrero, un meteorito.

Cráter en el Lago Chebarkul (Urales) donde impactó, el pasado 15 de febrero, un meteorito.

En los Textos de las Pirámides hay varios pasajes que nos informan de la creencia de que los huesos del faraón difunto, en el ámbito celeste, eran de hierro (meteórico). Así, en PT 2051 se dice: “los huesos del rey son de hierro y los miembros del rey son las estrellas imperecederas”.

Además, tal y como se indica en los Textos de las Pirámides, en la importantísima ceremonia funeraria de la apertura de la boca, se hacía utilización de instrumentos en forma de azuela, caracterizados por estar fabricados en su extremo con hierro meteórico. En PT 13 se dice: “Yo abro tu boca para ti con la azuela de Upuaut, con la azuela de hierro que abre la boca de los dioses”. La azuela de Upuaut aparece representada en el planisferio de Dendera, más de 2.200 años posterior a este texto.

Los egipcios, que utilizaban para esta ceremonia los netjerti, dos azuelas, también veían en el cielo, en nuestras Osa Mayor y Menor, la forma de dichos instrumentos. Tal era su importancia que los dos orificios del serdab del faraón Netjerkhet en Saqqara, están orientados (para su época) precisamente hacia las estrellas Dubhe y Kochab, que representarían la punta de hierro meteórico del instrumento en forma de azuela.

Ceremonia de la apertura de la boca, en la tumba de Tutankhamon. La flecha indica la pieza de hierro meteórico atada en el extremo de la azuela.

Ceremonia de la apertura de la boca, en la tumba de Tutankhamon. La flecha indica la pieza de hierro meteórico atada en el extremo de la azuela.

En otra sentencia de los Textos de las Pirámides (PT 13-14) se dice: “Horus ha abierto la boca del rey (…) con el hierro que sale de Seth, con la azuela de hierro que abre la boca de los dioses”. Seth, recordemos, está representado en el cielo egipcio por medio de la constelación de Meskhetiu, pues la pata de toro (otra forma de reconocer la Osa Mayor en la astronomía egipcia) es suya. No es casualidad el comentario de Plutarco, en De Iside et Osiride: “También llaman (los egipcios) a la piedra imán hueso de Horus, mientras que el hierro recibe el nombre de Hueso de Tifón (versión griega de Seth), como afirma Manetón”.

Upuaut sobre una azada, en el planisferio de Dendera.

Upuaut sobre una azada, en el planisferio de Dendera.

A través de los dos orificios de su serdab, el faraón Netjerkhet podía observar Kochab y Dubhe, que representaban en el cielo las piezas de hierro meteórico unidas a los extremos de las azuelas empleadas en el ritual de la apertura de la boca.

Lo interesante, en todo caso, es comprobar cómo en la mitología egipcia más antigua el hierro era vinculado al ámbito celeste del mismo modo que en el término bia-en-pet(hierro del cielo) quedaba reconocido la procedencia extraterrestre de este material.

por JOSÉ LULL

© 2013 Conec. Todos los derechos reservados.

Los gobernadores del Antiguo Egipto estaban malnutridos y morían pronto.

Los antiguos egipcios, incluidos los gobernadores, no vivían en tan buenas condiciones y rodeados de tanta opulencia como hasta ahora se pensaba, sino que sufrían hambre y malnutrición, multitud de enfermedades infecciosas y una altísima mortalidad infantil y muchos morían antes de los 30 años.

Esta es una de las conclusiones a las que ha llegado el proyecto de investigación Qubbet el-Hawa, que dirige la Universidad de Jaén (UJA), en el que participan antropólogos de la Universidad de Granada, así como el Consejo Supremo de Antigüedades de Egipto, según un comunicado de la UJA.

Los gobernadores de la región de Asuán, en la frontera con Sudán, así como sus familias, ya practicaban el mestizaje con las personas de raza negra que llegaban desde el país vecino.

Los científicos del Laboratorio de Antropología Física de la Universidad de Granada, que dirige el profesor Miguel Botella, y que acaban de regresar de Egipto, donde han realizado el análisis antropológico de los huesos de las momias halladas en la excavación, han encontrado más de 200 esqueletos y momias en la tumba excavada.

Los primeros resultados han permitido conocer nuevos datos sobre las condiciones de vida en el Antiguo Egipto y, según explica Botella, “aunque el nivel cultural de la época era extraordinario, el análisis antropológico de los restos humanos revela que la población en general y también los gobernadores, la clase social más alta, vivían en condiciones de salud muy precarias, en el límite de la supervivencia”.

Según los antropólogos, la esperanza de vida apenas llegaba a los 30 años, “ya que sufrían muchos problemas de malnutrición y trastornos gastrointestinales agudos, debido al consumo de agua contaminada del Nilo”.

Han hallado en la tumba una gran cantidad de momias pertenecientes a jóvenes de entre 17 y 25 años.

Las tumbas estudiadas tienen inscripciones “de gran importancia para la Historia no sólo de Egipto, sino de toda la Humanidad”, según Botella.

Así, en la tumba del gobernador Herjuf (2200 a.C.) se narran los tres viajes que realizó al centro de África, en uno de los cuales volvió con un pigmeo, lo que supone la mención más antigua de este grupo étnico, y en otras inscripciones se narran las relaciones de Egipto con la vecina región de Nubia (actual Sudán) a lo largo de casi un milenio.

vía  Ideal.

 

Descubren la tumba de una princesa faraónica de la V dinastía en Egipto

EL CAIRO — La tumba de una princesa faraónica de la V dinastía (2.500 años antes de Cristo) ha sido descubierta en la región de Abusir, a 25 kilómetros al sur de El Cairo, anunció este viernes el ministro de Antigüedades egipcio, Mohamed Ibrahim.

“Hemos descubierto la anticámara de la tumba de la princesa faraónica Shert Nebti, en cuyo centro hay cuatro columnas de caliza”, afirmó Ibrahim.

Jeroglífico en un mural de la recién descubierta tumba de un sacerdote cerca de las pirámides de Giza,
al sur de El Cairo, en 2010.

Estas columnas tienen “inscripciones jeroglíficas con el nombre de la princesa y sus títulos”, agregó.
“Fue la misión del Instituto checo de egiptología, dependiente de la facultad de letras de la universidad Carlos de Praga (…) la que descubrió la tumba”, precisó en una nota.
Según él, “el descubrimiento de esta tumba marca el comienzo de una nueva era en la historia de las sepulturas de Abusir y de Saqqara, después de la exploración de la parte sur de la tumba”.

“Se encontraron tumbas de empleados que no formaban parte de la familia real a dos kilómetros al norte de las sepulturas de los miembros de la familia real de la V dinastía”, señaló.

En la tumba de la princesa, el equipo checo también encontró un pasillo que parte del sudeste de la anticámara.

En el muro del pasillo, cuatro aperturas conducen a otras tantas tumbas.

Dos de ellas, del reinado del rey Dyedkera Isesi, bajo la V dinastía, pertenecen a altos funcionarios, uno de los cuales tiene el título de “Gran justiciero de la casa grande” y el otro el de “inspector de los servidores en el palacio”.

Las otras dos se están estudiando, afirmó el jefe de la misión checa Miroslav Barta.

Una de ellas pertenece a un funcionario con el título de “supervisor de los escribas”. En ella -cuenta Barta- se encontró una puerta en trampantojo y tres estatuas de caliza que lo representan en posición de escriba.

En el pasillo hay cuatro grandes sarcófagos en caliza que contienen varias estatuillas, entre ellas las de un hombre acompañado por su hijo.

FUENTE: IVE

Encuentran momia egipcia de 2.100 años de antigüedad con empastes en los dientes

Los científicos que realizaban un TAC en la cabeza de una momia egipcia dijeron que habían encontrado uno de los peores casos de problemas dentales nunca vistos y un tratamiento único para intentar tratarlo. 
Los investigadores que escanearon el cráneo de una momia de 2.100 años de antigüedad se sorprendieron al encontrar evidencias de una infección en los senos provocada por la caries y otros problemas dentales.  También realizaron un hallazgo único, las cavidades habían sido rellenadas de paño de lino. Lo que entonces hubiera sido considerado una obturación o empaste dental.  

Encuentran momia egipcia de 2.100 años de antigüedad con empastes en los dientes.

Los investigadores utilizaron un escáner de tomografía computarizada para ver el interior de la boca del hombre,e hicieron una reconstrucción 3D, en la que se ven los incisivos desgastados 

Se usó de una pieza de paño lino, que podía haber sido sumergida primero en un medicamento tal como jugo de higo o aceite de cedro, que fue introducida en la cavidad más grande y más dolorosa, situada en el lado izquierdo de la mandíbula entre el primer y segundo molar. 

Esto actuaría como una barrera para evitar que partículas de comida entraran en la cavidad, con algún tipo de medicamento en el paño para ayudar a aliviar el dolor, según determinaron los investigadores del estudio. 
El hombre, cuyo nombre se desconoce, tenía entre 20 años y 30 años, y vivió en una época en la que Egipto fue gobernado por una dinastía de reyes griegos. 
Andrew Wade, de la Universidad de Western Ontario, usó un equipo de Tomografía de alta Resolución Computerizada, según la Revista Internacional de Paleontología. 
Los investigadores dijeron que este es el primer caso conocido de dicho tratamiento realizado en el cuerpo en un antiguo egipcio. 
“El tratamiento dental consiste en el llenado de una gran cavidad interproximal [una cavidad entre dos dientes] con un protector, probablemente cargado de medicina, esta barrera es un ejemplo único de la intervención dental en el antiguo Egipto“, escribe el equipo en su artículo de la revista. ‘El empaste dental descrito aquí es único entre las antiguos momias egipcias estudiadas hasta la fecha, y representa una de las pocas intervenciones dentales registradas en el antiguo Egipto. 
Encuentran momia egipcia de 2.100 años de antigüedad con empastes en los dientes.

El empaste dental de lino puede verse a la derecha de la radiografía, entre dos molares. 

El equipo manifestó que el hallazgo refuerza la teoría de que los dentistas eran algo común en Egipto. “Este hallazgo apoya aún más por la existencia de un grupo de especialistas dentales que practicaban intervenciones en el antiguo Egipto”. 
“Si bien las evidencias físicas, hasta la fecha existentes para otro tipo de intervenciones, pueden ser escasas, los resultados presentados aquí deben subrayar la necesidad de continuar buscando pruebas de intervenciones dentales, así como otras intervenciones terapéuticas dentales en el mundo antiguo”. 
Una pequeña masa de lino fue hallada inicialmente durante una exploración en la década de 1990, pero la resolución de escaneado de la época era demasiado baja como para permitir un análisis completo. 
El escáner de alta resolución del equipo utilizado en esta ocasión es seis veces más potente. 
El  rico joven  de Tebas se acercaba al final de su vida debido a los problemas dentales que padecía, según creen los investigadores. El hombre, cuyo nombre se desconoce, tenía entre 20 y 30 años de edad, y tenía “numerosos” abscesos y cavidades, condiciones que parecen haber dado lugar, en algún momento, a una sinusitis, algo potencialmente mortal, según los investigadores del estudio, aunque no se ha podido determinar la causa de la muerte. 
Los expertos creen que el dolor que el joven sufrió habría sido insoportable, y que sus problemas dentales habrían supuesto un grave riesgo para su salud de acuerdo con los diagnósticos de los dentistas actuales. 
A pesar de la ayuda, sucumbió poco después, quizás en sólo unas semanas. 

La odontología no era algo nuevo en Egipto, los registros antiguos indican que ya se practicaba cuando se levantaron las Grandes Pirámides. 
Los problemas dentales no eran algo inusual, el consumo de gruesos granos molidos por los antiguos egipcios no era bueno para los dientes. 

Encuentran momia egipcia de 2.100 años de antigüedad con empastes en los dientes.

El TAC permitió estudiar con todo detalle la dentadura de la momia egipcia. 
Encuentran momia egipcia de 2.100 años de antigüedad con empastes en los dientes.

Las rebanadas del TAC muestran el desgaste de los incisivos de la momia. 

LA MOMIA SIN NOMBRE

La reconstrucción 3D se realizó a partir de datos recogidos durante la TC de alta resolución de la momia.

La reconstrucción 3D se realizó a partir de datos recogidos durante la TC de alta resolución de la momia. Cuando murió, fue momificado, su cerebro y muchos de sus órganos extraídos, se rellenó de resina y se envolvió su cuerpo.  Los embalsamadores dejaron su corazón en su cuerpo, tal vez un signo de su estatus de élite. Después de haber sido momificado fue puesto en un ataúd y realizaron los ritos funerarios dignos  alguien de su posición social.  ¿En que parte de Tebas fue enterrado? Se desconoce, ya que su cuerpo no fue visto de nuevo hasta 1859, cuando James Ferrier, un hombre de negocios y político, llevó el cuerpo momificado (el paradero del ataúd se desconoce) a Montreal, donde hoy se encuentra, en el Museo Redpath en la Universidad McGill.

FUENTE: Luisa Merari Guevara en Arqueologos.

Navegador de artículos

A %d blogueros les gusta esto: